México cae 13 puestos en educación y salud; es 104

La inversión que los países realizan en educación y salud se refleja en la calidad de vida de las personas, el trabajo que desempeñan y el desarrollo económico. Una evaluación internacional ubicó a México en el lugar 104 (de 195 países) y significó un descenso de 13 puestos respecto de 1990, cuando estuvo en el sitio 87. En el primer lugar de la tabla se ubicó Finlandia, donde las personas reportan 14 años de escolaridad –de 18 esperados–, mientras México registró 10 años en promedio.

El estudio realizado por el Instituto de Métrica y Evaluación de la Salud (IHME, por su sigla en inglés) de la Universidad de Washington, a petición del Banco Mundial, utiliza por primera vez para hacer la clasificación de los países el concepto de capital humano, que resulta del número de años en la etapa de máxima productividad de las personas (20 a 64 años de edad), la esperanza de vida, el nivel de salud, la escolaridad y la calidad del aprendizaje.

La evaluación indicó que los mexicanos tienen 42 de los posibles 45 años de vida productivos entre los 20 y 64 años, y un logro educativo esperado de 10 años de un máximo posible de 18, con un puntaje de 72 de un esperado de 100.

En el aspecto educativo, la calificación se basa en el promedio obtenido por los estudiantes en pruebas comparables a escala internacional.

En salud, la calificación fue 81 de 100 y se integra por indicadores como el retraso en el crecimiento, desnutrición crónica, anemia, dificultad para aprender, pérdida de audición y visión, así como enfermedades infecciosas como VIH/SIDA, paludismo y tuberculosis.

Los resultados del estudio Medición del capital humano: un análisis sistemático de 195 países y territorios, 1990-2016 se publicaron ayer en la revista médica internacional The Lancet.

De acuerdo con el presidente del BM, Jim Yong Kim, con este tipo de medición, los gobiernos e inversionistas contarán con información sobre los rubros donde se requieren recursos para mejorar la salud y educación de las poblaciones.

Por su parte, Christopher Murray, director del IHME, resaltó que conforme avanza la tecnología digital y las economías dependen de ello en todos los sectores, el capital humano se vuelve cada vez más importante para estimular las economías locales y nacionales.

México se ubicó después de Perú (puesto 103) y por delante de Turkmenistán (105). Destaca el caso de Estados Unidos en el lugar 27, lo que equivale a un descenso de 21 sitios, pues en 1990 estaba en el sexto. El estudio del IHME señala que esto es resultado de la escasa mejora en el sistema educativo de ese país, el cual pasó de 13 a 12 años de escolaridad en ese lapso.

El IHME, centro de investigación sobre la salud mundial, señala que la información se basa en una variedad de datos obtenidos de fuentes como agencias gubernamentales, escuelas y sistemas de salud, Brasil pasó del sitio 91 al 71 por factores como el aumento de nueve a 12 años de escolaridad en su población y una calificación en salud que subió de 70 a 78 puntos.

Los investigadores señalaron que las naciones con mejores indicadores de capital humano logran un crecimiento económico más rápido del producto interno bruto per cápita.